Entradas

Se veía venir desde lejos que iba a armarse una bien gorda en la última subasta de Phillips. Y es que, si de normal un Rolex Daytona vintage, de los habitualmente denominados ‘Paul Newman’, ya generan revuelo, cuando sacas a subasta el Rolex Daytona ‘Paul Newman’ del propio Paul Newman…pues ya tenemos el lío.

Todo el mundo esperaba que se convirtiera en el reloj más caro subastado jamás, únicamente faltaba concretar la cifra. Una cifra que finalmente ha ascendido hasta los 17.752.500 dólares, unos 15.3 millones de euros al cambio. Una cifra que supera con creces la del último reloj más caro del mundo, el Patek Philippe 1518 subastado a finales del pasado año, que alcanzó los 11 millones de francos suizos. Ni siquiera el primer reloj cronógrafo y calendario perpetuo del mundo puede acercarse al precio de uno de los más grades iconos relojeros de nuestro siglo. De locos.

Hablemos, pues, del reloj más caro del mundo. Rolex Daytona Paul Newman, sí, concretamente la referencia 6239, perteneciente al propio actor y visto en su muñeca en innumerables ocasiones así como en icónicas fotografías. Su historia es, como mínimo curiosa. La icónica pieza fue una regalo de la mujer de Newman, Joanne Woodward, que lo compró en la icónica joyería Tiffany & Co de la 5ª Avenida de Nueva York. En ese momento mandó grabar en la trasera del reloj ‘Drive carefully me’, algo así como ‘Conduce con cuidado conmigo’, dado el amor de Paul Newman a los coches y a las carreras.

Total, que los años pasan y a mediados de los 80, la hija de Paul Newman, Nell Newman, se echa un novio, cosas que pasan, y el bueno de Paul Newman, imaginamos de ver al tipo, de nombre James Cox, pasearse de la mano de su hija sin ni siquiera llevar reloj, se lo regaló. Lo típico que hace cualquier suegro, regalarle a su yerno un reloj de 17 millones de dólares.

Se desconocía si James Cox conservaba el reloj o si lo había vendido de manera privada -por un pastizal, obviamente- años atrás, pero no, resulta que no sólo lo conservaba si no que lo lucía habitualmente, hasta que se enteró del valor que podía tener para cualquier coleccionista. Parece que el tal James Cox no estaba muy metido en el mundo relojero. Vamos, que tu suegro le da nombre al reloj más icónico del último siglo, y tú ni siquiera sospechas que puedes llevar un tesoro en la muñeca.

El caso es que, de un modo u otro, el reloj acabó en la subasta de Phillips del pasado viernes de la mano de Nell Newman y su fundación, que dedicará parte de la cantidad por la que se ha vendido a causas medioambientales. Una cantidad a la que tardó en llegarse únicamente 12 minutos, partiendo de un precio de salida de 10 millones. La puja ganadora se llevó a cabo por teléfono y, por el momento, se desconoce la identidad del afortunado comprador. Os podemos adelantar que ni Yen ni yo hemos tenido nada que ver. Nosotros nos plantamos en 16.5 millones.

Del reloj en sí poco más se puede decir que no  hayamos dichos ya. De hecho llevamos dedicándole artículos a esta referencia desde 2007, que se dice pronto. Y para muestra, este artículo de 2014 en el que ‘palpamos’ un 6239 en nuestras propias carnes.

Día histórico para el mundo relojero. Siempre nos hace ilusión hablar de que tenemos nuevo ‘reloj más caro de la historia’, pero empezamos a pensar que, en esta ocasión, tardaremos bastante en volver a escribir sobre el tema.

rolex-daytona-2016Llevábamos esperándolo desde que en 2013 hiciera aparición en Baselworld el Rolex Daytona 50 aniversario con bisel cerámico marrón y este año por fin lo tenemos aquí. Uno de los modelos más deseados por los seguidores de la marca, y por cualquier aficionado a la relojería, y que llevaba tres años apareciendo en todas las quinielas y rumores de Baselworld; el nuevo Rolex Cosmograph Daytona de acero con bisel Cerachrom negro ya es una realidad.

Al verlo nos vienen a la mente las primeras versiones del modelo de los años 60, los icónicos 6240 y 6263, con su bisel negro con disco de plexiglás, combinadas con la tecnología y el diseño de los actuales Rolex cerámicos.

rolex-daytona-bisel-ceramicoSu bisel Cerachrom monobloque,  desarrollado y patentado por Rolex, ofrece una resistencia y dureza que lo hace prácticamente imposible de rayar, al mismo tiempo que mantendrá siempre su color y permanecerá inalterable a la corrosión, no desarrollará una pátina con el paso de los años. Su escala taquimétrica es de una lectura sencillísima y mantiene el diseño del Daytona 50 aniversario, con una fina capa de platino aplicada mediante técnica PVD en sus índices grabados.

Se ha presentado en dos nuevas versiones; una blanca y otra negra, ambas con las características habituales del modelo. No ha cambiado nada excepto el bisel cerámico negro y el color de los cronos en la versión blanca, que pasa de plateado a negro, como en el Daytona 16520 con calibre Zenith, por lo demás; mismo tamaño, mismo brazalete Oyster y mismo calibre 4130 con 70 horas de reserva de marcha y certificado COSC.

rolex-daytona-baselworld-2016En lo que respecta a su precio, lógicamente está por encima del Daytona de acero al que estamos acostumbrados, pero no tanto como uno podría imaginar. Mientras que el precio del modelo habitual es de 11.050 euros, el modelo de 2016 con bisel cerámico, cuya nueva referencia es 116500LN, asciende a 11.400 euros.

¿Mejor o peor que el modelo con bisel de acero? Mientras lo decidimos, nos vamos poniendo ya en la lista de espera.

 

Abordar los santos griales de la relojería, no es solamente difícil, también es estresante. Se ha hablado, se habla y se hablará tanto de ellos, que te suele sobrevenir un sensación de pequeñez difícil de explicar. Hoy intentaremos desgranar junto a los chicos de Ancienne Gallery porque estos Daytonas son tan sumamente complicados de conseguir, y tan adorados por los coleccionistas y amantes de la relojería.

La fascinante trayectoria de este mito de Rolex, se puede explicar viendo la colección de cronógrafos que tuvimos ocasión de tocar en exclusiva en Ancienne Vintage Gallery. Especializados en relojería vintage, los expertos de esta conocida casa barcelonesa seleccionan cuidadosamente sus piezas asegurándose la originalidad de las mismas, así como de su singularidad. Vamos a poner a volar nuestra imaginación y veamos que nos traen.

Historia. ¿Por qué Daytona?

La historia del cronógrafo más conocido del mundo tiene sus inicios en el cronógrafo de Rolex referencia 6238, denominado Chronograph, hoy en día conocido como Pre-Daytona. Dicha referencia evolucionó hacia la referencia 6239, un modelo de cronógrafo llamado Cosmograph, cuyo nombre evocaba a viajes espaciales. Su movimiento de carga manual Valjoux calibre 72B, se caracterizaba por su caja Oyster, sus pulsadores a presión y su bisel en acero con la escala taquimétrica grabada. Dicha referencia montó diversos tipos de esferas, caracterizadas por su contraste cromático entre la esfera y los registros (sub esferas), y por el grabado ROLEX COSMOGRAPH.

Finalmente, con motivo de la esponsorización por parte de Rolex de las carreras Nascar de Estados Unidos la palabra DAYTONA apareció en ellas, nombre que ha ido adoptando el modelo durante todas sus distintas referencias hasta día de hoy.

Rolex Daytona 6239. // Paul Newman creó un mito.

rolex-daytona-paul-newman-13

Entre todas ellas Rolex produjo una alternativa más limitada de esferas conocidas como exóticas. La aparición del famoso actor PAUL NEWMAN en una sesión de fotos publicitaria luciendo un modelo 6239 con una de estas, fue la responsable del mito y del nuevo apodo de las tan deseadas esferas, caracterizadas por una combinación de colores distinta. Es de hecho esta pieza la que más nos gustó de esta selección por su envidiable estado de conservación. Se trata de un reloj del año 68 pero que no ha sido prácticamente usado desde entonces, algo muy valorado en el mercado hoy en día.

En él podemos ver la combinación utilizada específicamente para dichas esferas exóticas, contrastando el color blanco roto de fondo de la esfera con el negro de los contadores pero en especial también con el de la minutería en la periferia de la esfera en color rojo, combinando 3 tonos que le dan una bonita deportividad a la esfera. Encima del contador de las horas del cronógrafo situado a las 6, la bonita inscripción de Daytona en rojo, con la característica letra con serifa de Rolex.

Estado estético:

Llama la atención el buen estado de esta, sin mostrar absolutamente ningún tipo de mancha ni defecto y el bonito tono crema vintage adquirido por el flúor de las agujas y los índices luminiscentes. También los marcados ángulos de la caja del reloj, basta tan sólo pasar la yema de los dedos por ellos para tener la sensación de tener un reloj nuevo entre las manos, signo evidente de que el reloj nunca ha sido pulido.

Rolex Daytona Paul Newman en Barcelona

¿Su bisel? Sigue impecable, conserva absolutamente toda la gráfica negra de la numeración, algo que suele desprenderse con el uso. Podemos afirmar que se trata de un bisel de tercera serie, el que le corresponde por año de producción, ya que la escala taquimétrica empieza en 200 unidades, a diferencia de las dos generaciones anteriores que empezaban en 300.

La misma sensación tenemos con el brazalete, serie 7835 con terminales de 19mm referencia 271, exactamente lo que dictan los archivos de Rolex. Este no muestra ningún tipo de holgura ni desperfecto además de ir marcado con la fecha de producción en su cierre coincidiendo con el año de producción que nos indica el número de serie situado entre las asas a las 6. A las 12 y también entre las asas podemos ver claramente la referencia del reloj, 6239, coincidiendo también con la inscripción del interior de la tapa. Se debe también destacar la claridad de ambas inscripciones entre las asas, numeración que suele borrarse con el uso de reloj debido al roce de la caja con los terminales.

Calibre:

Calibre Rolex Daytona Paul Newman

Solo hace falta con ver su foto. Es «la maja desnuda» de este artículo, el famoso calibre Valjoux 722-1, evolución del calibre 72B y 722, montado en las referencias 6239 entre los años 1967 y 1969. Estado impoluto.

Para finalizar hablar también de su corona y pulsadores de la serie Oyster Twinlock 600. Estos están también en perfecto estado de revista y al accionarlos o dar cuerda al reloj tenemos la sensación de tener entre las manos una pieza recién fabricada, suavidad y precisión de vanguardia.

Conclusiones:

Una pieza única. No deja de ser pequeña en la muñeca, pesa poco, y no transmite la solidez de los relojes actuales de Rolex, pero ¡que pieza! La carga histórica es incomparable, los obstáculos que han tenido que sortear estos relojes hasta llegar a nosotros no han pocos. Empezando porque eran piezas muy poco vendidas. El Omega Speedmaster de la época contaba con maquinaria in-house y era bastante más barato. Luego el paso del tiempo. Suponemos que todo ha hecho que sean tan valoradas, y que muchas superen los 6 dígitos en las subastas.

rolex-daytona-paul-newman-12

Las ocasiones de verles y tocarles son vagas, y lo serán más en el futuro. Este ejemplar además se encuentra en estado prácticamente virgen, deseo de todo coleccionista. Sin dudas, una experiencia necesaria para aquellos que viven la relojería con pasión. La relojería de ayer, de hoy, y ¿por qué no? De siempre.

Ancienne Vintage Gallery. Especializados en relojería vintage, los expertos de esta conocida casa barcelonesa seleccionan cuidadosamente sus piezas asegurándose la originalidad de las mismas, así como de su singularidad. Vamos a poner a volar nuestra imaginación y veamos que nos traen.

Historia. ¿Por qué Daytona?

La historia del cronógrafo más conocido del mundo tiene sus inicios en el cronógrafo de Rolex referencia 6238, denominado Chronograph, hoy en día conocido como Pre-Daytona. Dicha referencia evolucionó hacia la referencia 6239, un modelo de cronógrafo llamado Cosmograph, cuyo nombre evocaba a viajes espaciales. Su movimiento de carga manual Valjoux calibre 72B, se caracterizaba por su caja Oyster, sus pulsadores a presión y su bisel en acero con la escala taquimétrica grabada. Dicha referencia montó diversos tipos de esferas, caracterizadas por su contraste cromático entre la esfera y los registros (sub esferas), y por el grabado ROLEX COSMOGRAPH. Finalmente, con motivo de la esponsorización por parte de Rolex de las carreras Nascar de Estados Unidos la palabra DAYTONA apareció en ellas, nombre que ha ido adoptando el modelo durante todas sus distintas referencias hasta día de hoy.

Rolex Daytona 6239. // Paul Newman creó un mito.

rolex-daytona-paul-newman-13 Entre todas ellas Rolex produjo una alternativa más limitada de esferas conocidas como exóticas. La aparición del famoso actor PAUL NEWMAN en una sesión de fotos publicitaria luciendo un modelo 6239 con una de estas, fue la responsable del mito y del nuevo apodo de las tan deseadas esferas, caracterizadas por una combinación de colores distinta. Es de hecho esta pieza la que más nos gustó de esta selección por su envidiable estado de conservación. Se trata de un reloj del año 68 pero que no ha sido prácticamente usado desde entonces, algo muy valorado en el mercado hoy en día. En él podemos ver la combinación utilizada específicamente para dichas esferas exóticas, contrastando el color blanco roto de fondo de la esfera con el negro de los contadores pero en especial también con el de la minutería en la periferia de la esfera en color rojo, combinando 3 tonos que le dan una bonita deportividad a la esfera. Encima del contador de las horas del cronógrafo situado a las 6, la bonita inscripción de Daytona en rojo, con la característica letra con serifa de Rolex. Estado estético: Llama la atención el buen estado de esta, sin mostrar absolutamente ningún tipo de mancha ni defecto y el bonito tono crema vintage adquirido por el flúor de las agujas y los índices luminiscentes. También los marcados ángulos de la caja del reloj, basta tan sólo pasar la yema de los dedos por ellos para tener la sensación de tener un reloj nuevo entre las manos, signo evidente de que el reloj nunca ha sido pulido. Rolex Daytona Paul Newman en Barcelona ¿Su bisel? Sigue impecable, conserva absolutamente toda la gráfica negra de la numeración, algo que suele desprenderse con el uso. Podemos afirmar que se trata de un bisel de tercera serie, el que le corresponde por año de producción, ya que la escala taquimétrica empieza en 200 unidades, a diferencia de las dos generaciones anteriores que empezaban en 300. La misma sensación tenemos con el brazalete, serie 7835 con terminales de 19mm referencia 271, exactamente lo que dictan los archivos de Rolex. Este no muestra ningún tipo de holgura ni desperfecto además de ir marcado con la fecha de producción en su cierre coincidiendo con el año de producción que nos indica el número de serie situado entre las asas a las 6. A las 12 y también entre las asas podemos ver claramente la referencia del reloj, 6239, coincidiendo también con la inscripción del interior de la tapa. Se debe también destacar la claridad de ambas inscripciones entre las asas, numeración que suele borrarse con el uso de reloj debido al roce de la caja con los terminales. Calibre: Calibre Rolex Daytona Paul Newman Solo hace falta con ver su foto. Es «la maja desnuda» de este artículo, el famoso calibre Valjoux 722-1, evolución del calibre 72B y 722, montado en las referencias 6239 entre los años 1967 y 1969. Estado impoluto. Para finalizar hablar también de su corona y pulsadores de la serie Oyster Twinlock 600. Estos están también en perfecto estado de revista y al accionarlos o dar cuerda al reloj tenemos la sensación de tener entre las manos una pieza recién fabricada, suavidad y precisión de vanguardia. Conclusiones: Una pieza única. No deja de ser pequeña en la muñeca, pesa poco, y no transmite la solidez de los relojes actuales de Rolex, pero ¡que pieza! La carga histórica es incomparable, los obstáculos que han tenido que sortear estos relojes hasta llegar a nosotros no han pocos. Empezando porque eran piezas muy poco vendidas. El Omega Speedmaster de la época contaba con maquinaria in-house y era bastante más barato. Luego el paso del tiempo. Suponemos que todo ha hecho que sean tan valoradas, y que muchas superen los 6 dígitos en las subastas. rolex-daytona-paul-newman-12 Las ocasiones de verles y tocarles son vagas, y lo serán más en el futuro. Este ejemplar además se encuentra en estado prácticamente virgen, deseo de todo coleccionista. Sin dudas, una experiencia necesaria para aquellos que viven la relojería con pasión. La relojería de ayer, de hoy, y ¿por qué no? De siempre.]]>

Relojes de la semana

1 – Primeras fotos en vivo del nuevo IWC Aquatimer 2014: El blog Monochrome ha tenido el privilegio de poder acceder a los relojes de pre-producción que IWC presentará durante el Salón de Ginebra SIHH2014. No dejéis pasar la ocasión de conocer de primera mano los secretos de una de las grandes novedades relojeras para 2014.

2 – Exposición 50 años del Rolex Daytona en París: La primera versión del Rolex Daytona llegó al mercado en 1963, 50 años después se ha convertido en el reloj cronógrafo deportivo más deseado. Para conmemorar tan señalada efemeride Rolex ha organizado varias exposiciones donde todos los aficionados pueden descubrir algunas de las referencias del Daytona más deseadas.

3 – Una semana en la muñeca con el Hublot Classic Fusion Ultra-thin Skeleton: La versión esqueletizada del Hublot Classic en un reportaje fotográfico que nos descubrirá todos los detalles de este reloj tan especial.

4Reportaje fotográfico del deportivo de los años 70 Lamborghini Urraco P250: Porque no solo vivimos de relojes.

rolex-daytona-subasta-50

El Rolex Daytona es considerado hoy en día EL RELOJ deportivo por antonomasia. Lo curioso es que sus inicios no fueron muy brillantes. En la década de los 60 los relojes con función de cronómetro no eran muy populares, y no porque fueran caros precisamente sino porque el público los percibía como poco útiles y nada elegantes. Tal como les pasó a otros ilustres cronos nacidos en la misma época su popularización llegó de su asociación con actores de Hollywood, pilotos de carreras, o como en el caso del Speedmaster por su uso en la conquista del espacio.

Este año 2013 Rolex celebra el 50 aniversario de la colección de relojes Daytona y para conmemorar la efeméride nos presentó durante Baselworld una edición muy especial del Daytona en caja de platino con esfera azul cielo. Pero los homenajes no solo han llegado desde la propia Rolex, otros también han querido sumarse al acontecimiento. Con este objetivo la casa de subastas Christie’s celebrará el próximo 10 de Noviembre una subasta única en la que han reunido 50 modelos de Rolex Daytonas diferentes con la característica común de que son piezas extraordinariamente raras de las que algunas incluso solo se llegaron a fabricar menos de 10 unidades.

Modelos destacados:

Rolex Daytona de 1963

– Rolex Daytona de 1963: Perteneciente a la primera serie de Daytonas que salieron al mercado en 1963 exclusivamente para el mercado norte-americano. De hecho ni siquiera aparece la palabra Daytona sobre la esfera, tan solo podemos leer Cosmograph y ‘Double Swiss Underlined’.

– Rolex Daytona de 1974 personalizado por encargo del Sultán de Omán Qaboos Bin Said Al Said con su firma en rojo sobre la esfera.

Diversos Rolex Daytona con acabados de alta joyería. Nos llaman especialmente la atención el Rolex Daytona «Jack of Diamonds» de oro amarillo, bisel de diamantes y esfera full-pavé, y el Daytona White Rainbow de oro blanco y bisel de diamantes y zafiros en varios colores.

Rolex Daytona con brillantes y zafiros

– Amplia representación de los conocidos como «Daytona Paul Newman«: Creo que no hay ningún aficionado a la relojería que no haya oído hablar del Daytona «Paul Newman». La identificación del reloj con el actor ha sido de tal magnitud que calificamos con el sobrenombre de «Paul Newman» todos los Rolex Daytona que presentan sub-esferas del cronógrafo de diferente color que la esfera principal.

Por fín tenemos las novedades de la casa más deseada, Rolex. Poco a poco nos van a ir desvelando todos los nuevos relojes Rolex que se presentarán a partir de hoy mismo en el Salón Internacional de Relojería Baselworld 2009. Después de la gran expectación creada en 2008 con el Rolex DeepSea este año tampoco se quieren quedar atrás. De momento tenemos fotos de las nuevas versiones de Rolex SubmarinerRolex DateJust.

Vamos a entrar en una espiral frenética de fotos y más fotos así que vamos a ir actuailizando esta noticia a lo largo del día, estad atentos!!

Novedades Rolex DateJust II (click para ver en grande):

Novedades Rolex Submariner (click para ver en grande):

Destacamos: Rolex Daytona – Especial 50 Aniversario (1963 – 2013)