richard_mille_tourbillonEs cierto que mientras más vas entrando en un mundo te vuelves irremediablemente más exigente. Eso me pasó en este SIHH, que hace ya un mes que cerró. La verdad que hubo propuestas muy interesantes, me temo que más que el año pasado. Se pasó a una cierta racionalidad en las propuestas, algo que personalmente siempre aprecio.

En este caso, Richard Mille, la marca de la que comentaré hoy, no es precisamente el paradigma de la racionalidad, pero se ve cómo va afianzando poco a poco en este mundillo tan complicado. Han sido muy listos con las asociaciones con grandes estrellas del deporte, y en este caso, lo vuelven a demostrar fichando a Bubba Watson. Uno de mis golfistas preferidos, ya que además de buen golfista, saber vivir la vida de una manera muy latina, y eso me gusta. Los discípulos de Richard Mille idearon un reloj RM038 con tourbillon y en color blanco para el americano, que me temo que no podrá llevar cuando tenga que jugar en largo pero es posible que para «puttear» sí que lo pueda utilizar (léase patear en inglés, no putear en castellano).

Las otras dos propuestas es un reloj plano, muy de moda en estos tiempos que corren y luego el precioso RM028 en oro rosa. ¿Vuelve el oro rosa? Me temo que sí. Pero, ¿acaso alguna vez se fue?

Richard Mille RM038 Tourbillon Richard Mille RM033 flat Richard Mille RM028 oro rosa

0 0 vote
Article Rating