SIHH 2018: Audemars Piguet Royal Oak Offshore con acabado “camo”

Conociendo a los compradores de AP, esto se venderá como pan caliente.

Es deportivo, cantón pero elegante. ©Manu Girón photography

Una de las manufacturas que siempre curioseamos con gran expectación cada nueva edición del SIHH siempre es la de nuestros amigos de Le Brassus, Audemars Piguet, y más en el año en el que celebran el 25 aniversario del siempre espectacular Royal Oak Offshore.

Un año en el que han apostado fuerte por piezas como la reedición del primer modelo de la colección, o por el Tourbillon Cronógrafo que os adelantábamos hace unos meses. Y ojito también con el Diver de oro y titanio, que ya se ha ganado el apodo de Baby LeBron. En cualquier caso, hoy venimos a hablaros de una de sus novedades más llamativas, como bien atestiguan las imágenes; el nuevo Royal Oak Offshore que ya los coleccionistas se han apresurado a denominar como ‘Combat Camouflage’, ha sido catalogado dentro la 26400SO, lo que nos adelanta ya muchos de sus características.

Audemars Piguet Royal Oak Offshore “Combat Camouflage”

Se trata de una versión del modelo grande de la familia Offshore, el de 44 milímetros de diámetro, en la que lo que más llama la atención en un primer vistazo es su correa de camuflaje. Un camuflaje que no habíamos visto nunca en un modelo ‘de serie’, pero que cada vez es más popular gracias a marcas como Horustrap o Everestbands, de las que también hemos hablado en alguna ocasión, que lleva ya unos cuantos veranos arrasando con sus correas de camuflaje de colores. Es evidente, que el bueno de Bennahmias se ha fijado en el éxito del negocio de los complementos e intentará sacar tajada como buen hombre de negocios.

La novedad está en la estética

En este caso, la combinación de colores elegida es la que uno se espera cuando oye la palabra ‘camuflaje’; beiges, marrones y verdes. La esfera también apuesta por el beige para el clásico motivo mega tapisserie de la manufactura, así como para la escala taquimétrica, mientras que la escala segundera exterior y los contadores recurren al marrón, con agujas naranjas en contraste.

Caja de acero, bisel y pulsadores cerámicos…lo habitual en los últimas versiones del Royal Oak Offshore que, desde luego, en esta versión, tiene poco de habitual. Un modelo que ya es vistoso de por sí y que, irónicamente, recurrir al camuflaje lo convierte en un imán de miradas. Lo dicho, las fotos hablan por sí mismas.

T I E M P O D E L U J O

la web de relojes para hombres puntuales desde 2007

info @ tiempodelujo.com